El pasado 8 de febrero, un grupo de jóvenes de la Delegación Pastoral de Lleida participó en la 5.ª Jornada Interdiocesana de Pastoral Juvenil. La Jornada de este año con el lema "Llamados a buscarse la vida" se habló sobre la vocación y tuvo lugar en la cueva de Manresa.

 

El padre Joan Soler nos recordó los objetivos principales que ha de  tener la pastoral de jóvenes que son propiciar al joven el encuentro personal con Cristo (experiencia de fe), ayudar a cada joven a descubrir su vocación concreta y a realizar su misión.

 

Después se hizo una mesa redonda con diferentes testigos de acompañamiento vocacional para remarcar la diversidad de vocaciones que hay en la Iglesia y que cada persona está gritada a una vocación concreta.