El Facebook del Bisbat de LleidaEl Twitter del Bisbat de LleidaEl Google Plus del Bisbat de LleidaEl RSS del Bisbat de Lleida

Notícies d'Esglèsia

Papa: aceptar las humillaciones para asemejarnos a Jesús

News.va Official Vatican Network - Dm, 05/12/2017 - 3:47pm
De María Fernanda Bernasconi - SpC La humildad es una dote indispensable en la vida del cristiano: lo subrayó el Papa Francisco en su homilía de la Misa matutina celebrada en la capilla de la Casa de Santa Marta el primer martes de diciembre. Inspirándose en un pasaje del profeta Isaías , el Pontífice recordó que todo cristiano es como “un pequeño brote donde se posará el Espíritu del Señor, Espíritu de sabiduría y de inteligencia, Espíritu de consejo y de fortaleza, Espíritu de conocimiento y de temor del Señor”. “Estos son los dones del Espíritu Santo. De la pequeñez del brote a la plenitud del Espíritu. Ésta es la promesa, éste es el Reino de Dios”. Ésta es “la vida del cristiano”, dijo el Papa y añadió: Ser consciente de que cada uno de nosotros es un vástago de aquella raíz que debe crecer con la fuerza del Espíritu Santo “Ser consciente de que cada uno de nosotros es un vástago de aquella raíz que debe crecer, crecer con la fuerza del Espíritu Santo, hasta la plenitud del Espíritu Santo en nosotros. ¿Y cuál sería el deber del cristiano? Sencillamente custodiar el brote que crece en nosotros, custodiar el crecimiento, custodiar al Espíritu.” ¿Y cuál es el estilo de vida del cristiano? “Un estilo – explicó Francisco – como el de Jesús, de humildad”:  Se necesita fe y humildad para creer que este brote, este don tan pequeño, llegará a la plenitud de los dones del Espíritu Santo “Se necesita fe y humildad para creer que este brote, este don tan pequeño llegará a la plenitud de los dones del Espíritu Santo. Se necesita humildad para creer que el Padre, Señor del Cielo y de la Tierra, como dice el Evangelio de hoy, ha escondido estas cosas a los sabios, a los doctos, y las ha revelado a los pequeños. Humildad es ser pequeño, como el brote pequeño, que crece cada día, pequeño, que tiene necesidad del Espíritu Santo para poder ir adelante, hacia la plenitud de la propia vida.” “Algunos creen que ser humilde – observó el Papa Francisco – es ser educado, cortés, cerrar los ojos en la oración”… “No, ser humilde no es eso”. “Entonces – se preguntó el Santo Padre – ¿cómo puedo saber si soy humilde?”. A lo que respondió diciendo: La humildad sin humillaciones no es humildad “Hay un signo, una señal única: aceptar las humillaciones. La humildad sin humillaciones no es humildad. Humilde es aquel hombre, aquella mujer, que es capaz de soportar las humillaciones como las ha soportado Jesús, el gran humillado.” Por último, Francisco aludió al ejemplo de tantos santos “que no sólo han aceptado las humillaciones, sino que las han pedido” para asemejarse a Jesús. “Que el Señor – terminó diciendo el Papa en su homilía –  nos dé esta gracia de custodiar al pequeño hacia la plenitud del Espíritu, sin olvidar la raíz y aceptando las humillaciones”. (from Vatican Radio)...
Categories: Notícies d'Esglèsia

El Papa visitó la Curia General de los Jesuitas y oró por el hermano Mura

News.va Official Vatican Network - Dm, 05/12/2017 - 2:44pm
De Renato Martinez, SpC El Papa Francisco visitó la mañana de este martes, 5 de diciembre, la Curia General de los Jesuitas en Roma, para orar por el hermano Salvador Ángel Mura, S.J., nacido en 1933 y fallecido el pasado sábado 2 de diciembre de 2017. El Santo Padre estuvo alrededor de 10 minutos recogido en oración silenciosa ante el ataúd del hermano Mura, en la Capilla de la Curia General, para posteriormente regresar a la Domus Santa Marta en el Vaticano. El hermano Mura fue secretario y chofer del P. Jorge Mario Bergoglio durante seis años (1973 – 1979) cuando era provincial de los jesuitas de Argentina. (from Vatican Radio)...
Categories: Notícies d'Esglèsia

El Amparo

Pantalla 90 (CEE) - Dm, 05/12/2017 - 12:57pm

El Amparo  

Público recomendado: Jóvenes y adultos

Dignidad, y mucha, es la que hay en los supervivientes de la masacre perpetrada y en el intento de atropello a estos por parte del poder, en el caso de la muerte de 14 pescadores del pueblo de El Amparo (Venezuela), a quienes el ejército y la policía venezolana acribillaron porque, dijeron torticeramente, que eran guerrilleros colombianos que entraron en el país para sabotear infraestructuras. Ese hecho, ocurrido en 1989, conmovió al entonces niño Rober Calzadilla, quien no ha parado hasta realizar la película El Amparo, presentada a los Premios Goya de este año.

Calzadilla se centra mayormente en los dos únicos vivos de la matanza:  José Augusto Arias y Wolmer Gregorio Pinilla (interpretados por Vicente Quintero y Giovanny García), a los que el gobierno venezolano incriminó también calificándolos de guerrilleros (antes trató de comprarlos con dinero y promesas de bienes si se declaraban culpables de este cargo). Aunque el “cerco emocional” se acreciente y hay momentos de debilidad, ellos no cejan en erigirse inocentes. Y no solo por ellos, sino por defender la honorabilidad de sus compañeros asesinados, que aparecen ante la opinión pública como subversivos.

Ambos están en la prisión del pueblo El Amparo, custodiados por el policía local Mendieta, interpretado por Vicente Peña, que se opone terminantemente a que se los lleve el militar de alta graduación, que viene a por ellos sin haber por medio una orden de la Fiscalía (uno de los momentos determinantes del filme).

Aunque en 1990, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos realizó un informe recomendando al gobierno venezolano que investigara y sancionara a los autores materiales e intelectuales y que se indemnizara a las víctimas, no se llevó a cabo ningún procedimiento para esclarecer los hechos, aun conociéndose los nombres de los militares y policías que estaban al frente del operativo que acabó con la vida de los pescadores.

La dignidad no solo está presente en la posición inquebrantable de los dos supervivientes y en el jefe de policía local, sino también en las mujeres y padres de los asesinados que exigen que los culpables sean juzgados y que laven el honor de los muertos. Tampoco se pliegan a recibir las ayudas del Gobierno para acallar sus reivindicaciones.

El director Rober Calzadilla ha reconocido que lo que más le “impactó fue la imagen de los dos sobrevivientes diciendo en la televisión: ‘No somos guerrilleros, somos pescadores’”. Esto llevó al director venezolano a embarcarse en su primer largometraje, con el que ha conseguido, el favor de la gente y por el que ha recibido el premio del público en más de 25 festivales de cine, donde se ha presentado este filme.

El Amparo nos habla del protagonismo de personas sencillas que se enfrentan a grandes poderes para reivindicar la verdad y, con ella, la de quienes ya no podían defenderla en esta vida.

Enrique Chuvieco

Título original: El Amparo – Venezuela 2016

Duración: 101 min.

Dirección: Rober Calzadilla

Guion: Karin Valecillos

Fotografía: Michell Rivas

Reparto

Vicente Quintero,  Giovanny García,  Vicente Peña

Género: Drama. Bélico | Años 80

Categories: Notícies d'Esglèsia

Una bolsa de canicas

Pantalla 90 (CEE) - Dm, 05/12/2017 - 12:50pm

Una bolsa de canicas 

Publico recomendado: Jóvenes y adultos

Como otros niños y jóvenes que se ven envueltos en guerras, Joseph y Maurice tienen que realizar un obligatorio curso acelerado de maduración cuando los alemanes invaden Francia en la Segunda Guerra Mundial, y deben huir por ser judíos. Basada en la novela Un saco de canicas, de Joseph Joffo, el director Christian Dugay (Coco Chanel, Hitler: El reinado del mal, Campamento castigo…) nos acerca a los miedos, sufrimientos y brutalidades que padecen los más vulnerables en las contiendas bélicas. Destacar también el papel benefactor de varios eclesiásticos en el filme, implicados en salvar a los niños del poder nazi.

Roman (Patrick Bruel: El nombre, Cena de amigos, El lobo…) regenta una peluquería en la que trabajan sus dos hijos mayores. Con su mujer Anna (Elsa Zylberstein: Primavera de Normandia, Hace mucho que te quiero…), han tenido también al adolescente Maurice (Batyste Fleurial) y a Joseph, el más pequeño de la familia.

Llegan los nazis y la familia tiene que huir a la zona libre —más tarde dejaría de serlo por el colaboracionismo del gobierno del mariscal Petain con los alemanes—, pero debe hacerlo por separado y ocultar que son judíos (la “prueba” que el padre somete al pequeño Joseph es brutal). Así, los dos infantes deberán embarcarse en una emigración forzosa pasando mil y una penalidades.

El director canadiense Christian Dugay, que también es coguionista, retrata con vigor e implicación emocional el desgarro que supone para un niño su periplo obligado de separación de sus padres y los peligros a que son sometidos. Lo vemos y enfatizamos en muchas escenas del filme. Las almas de los dos protagonistas no quedan destrozadas, como viene ocurriendo con las guerras actuales, en las que los pequeños y jóvenes son utilizados como soldados (muchas veces drogados para matar) y/o esclavas sexuales, en el caso de las chicas.

El director canadiense dota de verosimilitud las consecuencias que tuvieron para los judíos el programa de confiscación de bienes y exterminio étnico ordenado por Hitler y desarrollado por sus principales subalternos.

Christian Duguay conduce con solvencia a sus jóvenes protagonistas, sabedor de que es la primera vez que se ponen delante de la cámara, para llevar a la gente las peripecias narradas en el libro autobiográfico de Joffo. Dugay ha plasmado en diálogos e imágenes la aventura forzosa del escritor francés y su hermano mayor (encarnados por los protagonistas del filme) para escapar del Holocausto. La obra fue publicada en 1974 con gran éxito en Francia.

En el filme, se evidencia, como se apuntó más arriba, la actuación de sacerdotes católicos para defender y salvar a judíos del poder omnipresente nacionalsocialista, lo cual atestigua el compromiso de muchos eclesiásticos en Francia y otros países para defender el derecho a la vida de quienes habían sido condenados a desaparecer en la “Solución final”.

La bolsa de canicas es una muestra más de la barbarie pensada y ejercida hace menos de 100 años en una Europa que creía que había interiorizado los avances humanos de la Ilustración, pero que resultaron ser más un ejercicio de buenismo superficial que una constatación clarificadora de que “no hay nada nuevo bajo el sol”, por mucho que se empeñen líderes políticos y sociales en esgrimir el tótem de que los avances científicos y de derechos vacunan permanentemente al ser humano para realizar las mayores depravaciones: craso error.

 

Enrique Chuvieco

Título original: Un sac de billesaka -Francia 2017

Dirección: Christian Duguay

Guion: Jonathan Allouche, Christian Duguay, Alexandra Geismar, Benoît Guichard (Novela: Joseph Joffo)

Fotografía: Christophe Graillot

Reparto:

Dorian Le Clech,  Batyste Fleurial,  Patrick Bruel,  Elsa Zylberstein,  Christian Clavier, César Domboy,  Ilian Bergala,  Kev Adams,  Lucas Prisor,  Bernard Campan

Género: Drama | II Guerra Mundial. Nazismo. Holocausto

Duración: 110 min.

 

 

Categories: Notícies d'Esglèsia

Wonder

Pantalla 90 (CEE) - Dm, 05/12/2017 - 11:45am

Wonder 

Público recomendado: todos

Nos parece difícil de encuadrar en un solo género a este Wonder con posibilidades de Óscar, ya que unos la calificarían como un drama con tintes cómicos, mientras que otros la situarían en el género de la comedia dramática.

El acierto de su director Stephen Chbosky, un buen conocedor del mundo de los adolescentes como demostró en su trabajo Las ventajas de ser un marginado, es que esta película juega a dos bandas con los citados géneros en la que ambos se superponen. A pesar de lo delicado del tema, está todo tratado con tal elegancia y con la suficiente blancura como para que sea apropiado para un amplio espectro de público, franja infantil incluida.

August Pullman es un chico con malformaciones, que se enfrenta al reto de entrar en una escuela privada, tras unos años de múltiples visitas a hospitales.

Los jóvenes actores están realmente bien. Julia Roberts se luce en cada plano y parece haber comprendido que ya ha llegado la hora de interpretar a personajes más maduros y el resultado es razonablemente bueno. El actor Owen Wilson, que recuerda al presentador Jesús Calleja que hace entrañables reportajes en Volando voy por los pequeños pueblos de España, le da la réplica, haciendo de padre que complementa las debilidades de su entregada mujer con la salud de su hijo con gran sentido del humor.

Este director se desenvuelve como pez en el agua en producciones que hablen de historias que demuestren que hay que profundizar en el conocimiento de las personas porque, en muchas ocasiones, la belleza se encuentra en el interior, pues es el guionista de La bella y la bestia de 2017.

Los temas de esta adaptación de la novela de R. J. Palacio están planteados con delicadeza y en ningún momento buscan herir la sensibilidad del espectador como otras producciones que a todos nos vienen a la mente, sino que facilitan la reflexión mediante buenas frases, diálogos intensos o ingeniosos chistes. La película invita a pensar sobre la necesidad de aceptarnos a nosotros mismos tal y como somos, superando las dificultades sin rendirnos nunca, y que todos estamos en este mundo por un propósito especial. Sobre todo, el realizador recalca que el protagonista está llamado a despertar la bondad, la compasión y el respeto en los que le rodean.

Hay que prestar atención a las escasas, pero acertadas, intervenciones del director del colegio, interpretado por el actor Mandy Patinkin, puesto que homenajea la labor de esos maestros que se implican en la educación y en los problemas de sus chavales. Sus observaciones resultan claves para detectar por ejemplo casos leves de acoso antes de que se conviertan en un grave problema para lograr, lo más rápidamente posible, que la víctima pueda salir adelante y que los abusadores desistan de sus acciones antes de que la sangre llegue al río y se conviertan en delincuentes.

 

Título: Wonder (2017)

Director: Stephen Chbosky

Reparto: Julian Roberts, Owen Wilson, Jacob Tremblay, Mandy Patinkin e Izabela Vidovic, Sonia Braga

Categories: Notícies d'Esglèsia

Pasaje de vida

Pantalla 90 (CEE) - Dm, 05/12/2017 - 11:41am

Pasaje de la vida 

Público recomendado: Adultos

En diciembre de este año se estrenará una coproducción hispanoargentina que debutó en la pantalla grande originalmente en Argentina, en 2015.

Se trata de Pasaje de vida, del director Diego Corsini (Solos en la ciudad y Artax, un nuevo comienzo): un thriller político con tintes románticos ambientado en la dictadura de Perón, en los años 70.

La historia narra, desde dos tiempos narrativos diferentes y separados por cuarenta años de distancia, la historia de Miguel (Chino Darín): operario en una fábrica decidido a cambiar la penosa situación laboral en la que se ve inmerso y la crítica tesitura en la que vive el país; decide dar el paso de la lucha política a la lucha armada y se adentra en un mundo del que le costará salir sin dejar atrás parte de sí. A su vez, el motor que desencadena la trama es la embolia que sufre un Miguel ya envejecido (Miguel Ángel Solá), distante e incapaz de valerse por sí mismo: su hijo, Mario (Javier Godino) ha acudido al hospital, aunque ya había perdido el contacto con su padre. Por casualidad, halla en la casa familiar una novela inacabada que narra las vivencias de su padre y las de sus compañeros de armas; el hallazgo lo empujará a intentar averiguar cuál es su pasado, que siempre ha desconocido realmente, y lo pondrá de frente ante la acuciante pregunta de quién fue, en verdad, su madre, a la que no llegó a conocer.

Corsini plantea un interesante relato en el que la acción política y la militancia revolucionaria, los amoríos de armas y las frenéticas huidas están enfocadas a plantear la pregunta acerca de si hay algún fin que justifique cualquier medio y cómo se puede hacer justicia en un mundo en el que parece que todo clama lo contrario a lo que uno espera. Los protagonistas deberán mirar a la cara la ideología, que violenta siempre la realidad, y escoger entre esta o ceder ante lo que ha surgido entre ellos.

Pasaje de vida es una película osada, sin miedo a penetrar en un pasado reciente y dramático de una Argentina que aún tiene heridas por cerrar; aunque es también una película con el suficiente arrojo como para que la lucha armada no se convierta en el verdadero protagonista de la historia: busca respuestas más que ofrecer tesis axiomáticas sobre los «subversivos», como se les llama a los revolucionarios populares; ofrece como camino la búsqueda de la propia identidad, del conocimiento de las propias raíces, así  como el mal ejercido. El agradecimiento de Mario es la nota final de una película solvente en sus actuaciones -el mejor, Miguel Ángel Solá- y un buen manejo de la intriga y el suspense.

 

Guillem Lisicic

 

 

Ficha técnica:

Título original: Pasaje de vida

Año: 2015

Duración: 115 min.

País: Argentina

Dirección: Diego Corsini

Guion: Fran Araujo, Diego Corsini

Música: David Muñoyerro-Sesmero

Fotografía: Germán Vilche

Reparto: Chino Darín, Miguel Ángel Solá,  Carla Quevedo,  Javier Godino,

Categories: Notícies d'Esglèsia

El Video del Papa, intención de oración de diciembre: “Por los ancianos”

News.va Official Vatican Network - Dll, 04/12/2017 - 3:35pm
De Renato Martinez, SpC La Red Mundial de Oración del Papa publicó “El Video del Papa” con la intención de oración del Santo Padre para el mes de diciembre, en el que invita a orar a todos juntos, “por los ancianos”. “Tengamos presentes a nuestros ancianos – señala el Papa – para que sostenidos por las familias e instituciones, colaboren con su sabiduría y experiencia a la educación de las nuevas generaciones”. Además, en el video, el Obispo de Roma recuerda que, “a ellos se les ha confiado transmitir la experiencia de la vida, la historia de una familia, de una comunidad, de un pueblo”. Sin olvidar, advierte el Santo Padre que, “un pueblo que no cuida a los abuelos y no los trata bien es un pueblo que ¡no tiene futuro!”. Escuchemos el comentario del Papa Francisco a la intención de oración para este mes de diciembre de 2017: Intención de oración de diciembre: Por los ancianos “Un pueblo que no cuida a los abuelos y no los trata bien es un pueblo que ¡no tiene futuro! Los ancianos tienen la sabiduría. A ellos se les ha confiado transmitir la experiencia de la vida, la historia de una familia, de una comunidad, de un pueblo. Tengamos presentes a nuestros ancianos, para que sostenidos por las familias e instituciones, colaboren con su sabiduría y experiencia a la educación de las nuevas generaciones”. (from Vatican Radio)...
Categories: Notícies d'Esglèsia

Mensaje del Papa para la 55 Jornada Mundial de Oración por las Vocaciones

News.va Official Vatican Network - Dll, 04/12/2017 - 3:35pm
«Escuchar, discernir, vivir la llamada del Señor» . Es el Mensaje del Papa Francisco para la Jornada Mundial de Oración por las Vocaciones que se celebra cada año el IV Domingo de Pascua, el Domingo del Buen Pastor, y que en 2018 es el 22 de abril. El Obispo de Roma empieza su Mensaje recordando la XV Asamblea General Ordinaria del Sínodo de los Obispos , que tendrá lugar también en 2018, dedicada a los jóvenes, en particular a la relación entre los jóvenes, la fe y la vocación . El Papa señala que «en dicha ocasión tendremos la oportunidad de profundizar sobre cómo la llamada a la alegría que Dios nos dirige es el centro de nuestra vida y cómo esto es el ‘proyecto de Dios para los hombres y mujeres de todo tiempo’» (Sínodo de los Obispos, XV Asamblea General Ordinaria, Los jóvenes, la fe y el discernimiento vocacional, introducción). « Ésta es la buena noticia, que la 55ª Jornada Mundial de Oración por las Vocaciones nos anuncia nuevamente con fuerza : no vivimos inmersos en la casualidad, ni somos arrastrados por una serie de acontecimientos desordenados, sino que nuestra vida y nuestra presencia en el mundo son fruto de una vocación divina», para que seamos instrumentos de salvación en el mundo. Pues « también en estos tiempos inquietos en que vivimos, el misterio de la Encarnación nos recuerda que Dios siempre nos sale al encuentro y es el Dios-con-nosotros»… « El «hoy» proclamado por Jesús nos da la seguridad de que Dios, en efecto, sigue «bajando» para salvar a esta humanidad nuestra y hacernos partícipes de su misión», reitera del Santo Padre. En cada una de las tres actitudes: escuchar, discernir y vivir, el Mensaje pontificio evoca el comienzo de la misión de Jesús, alentando a seguir sus huellas . Con la actitud de la escucha, cada vez más difícil hoy, en una sociedad ruidosa, de confusión interior el Papa subraya la importancia también de la del silencio, de escuchar y leer la Palabra, de la contemplación: «como sabemos, el Reino de Dios llega sin hacer ruido y sin llamar la atención (cf Lc 17,21) En lo que respecta al discernimiento espiritual, el Santo Padre recuerda asimismo que la vocación cristiana siempre tiene una dimensión profética y asegura que « también hoy tenemos mucha necesidad del discernimiento y de la profecía; de superar las tentaciones de la ideología y del fatalismo y descubrir, en la relación con el Señor, los lugares, los instrumentos y las situaciones a través de las cuales Él nos llama . Todo cristiano debería desarrollar la capacidad de «leer desde dentro» la vida e intuir hacia dónde y qué es lo que el Señor le pide para ser continuador de su misión». « ¡La vocación es hoy! ¡La misión cristiana es para el presente!», es la exclamación del Papa  en su Mensaje, destacando la importancia de la actitud de vivir: «cada uno de nosotros está llamado —a la vida laical, en el matrimonio; a la sacerdotal, en el ministerio ordenado, o a la de especial consagración— a convertirse en testigo del Señor, aquí y ahora» . El Mensaje del Papa Francisco para la Jornada Mundial de Oración por las Vocaciones 2018, está fechado el 3 de diciembre de 2017, Primer Domingo de Aviento (CdM) Escucha y descarga del información   (from Vatican Radio)...
Categories: Notícies d'Esglèsia

Francisco a los periodistas del avión: "He llorado con los Rohingya"

News.va Official Vatican Network - Dg, 03/12/2017 - 4:24pm
De Alessandro De Carolis  (tradución Mireia Bonilla) “Un viaje es exitoso cuando logro encontrar al pueblo” . Es la certeza, y además bien sabida, con la que el Papa Francisco concluye la Conferencia de Prensa del vuelo de regreso de Bangladés, iniciada media hora después del despegue del aeropuerto de Daca. Una intimidad que Francesco eligió personalmente para sellar los 58 minutos pasados con los periodistas, durante los cuales afrontó entre otros temas, el drama humanitario de la etnia Rohingya, el tema del desarme nuclear, así como la posibilidad – por el momento remota pero deseada – de un viaje a China. “A mí un viaje me hace bien cuando logro encontrarme con el pueblo de los países, el pueblo de Dios. Cuando puedo hablar, encontrarlos o saludarlos, los encuentros con la gente… hemos hablado de los encuentros políticos […] pero la gente, el pueblo… El pueblo es precisamente lo profundo de un país. Cuando logro encontrar esto, soy feliz”. Que Francisco estuviera particularmente interesado en compartir los pensamientos sobre su 21 Viaje Apostólico Internacional, se entendió cuando tras pocos minutos solicita expresamente “preguntas sobre el viaje”, haciendo referencia, de un modo sereno, a esa costumbre de algunos medios de involucrar al lider de la Iglesia en temas espinosos de la actualidad casi “olvidando”  a las Iglesias apenas visitadas. Y de hecho, la primera pregunta toca de inmediato el nervio de un tema - altamente esperado por los medios mundiales-, concerniente al pueblo Rohingya “la etnia más perseguida del mundo”. Los periodistas querían escuchar de la voz del Santo Padre que ha significado para él, ese momento inesperado e intenso del viernes pasado cuando, conmovido, abrazó a un grupo de prófugos bajo los ojos del mundo entero. Un gesto de humanidad, y un golpe de escena mediático, después de semanas en las que se debatía sobre el por qué el Papa había decidido de no pronunciar el nombre de esta etnia en ninguno de sus discursos oficiales pronunciados durante su viaje a Myanmar y Bangladés.  “A mí me interesaba que este mensaje llegase. Por eso me di cuenta que si en un discurso oficial hubiera dicho esa palabra (Rohingya), me hubiera dado “de frente contra la puerta”. Pero he descrito las situaciones – derechos, ningún excluido, ciudadanía – para consentirme en los coloquios privados de ir más allá. Yo me siento muy muy satisfecho de los coloquios que he podido tener porque, digamoslo así, no he tenido el placer de “darde frente contra la puerta” con una denuncia, sino que he tenido la satisfacción de dialogar, de hacer hablar a los otros, y de esta manera el mensaje ha llegado”. Francisco describe los momentos vividos sobre el palco, al final del encuentro interreligioso de Daca. Dice de haber llorado con los Rohingya, en lágrimas delante de él, e incluso de haberse “enojado” y haber pedido por ellos “respeto” a quienes intentaban echarles del palco con demasiada prisa. Narra sobre como la idea de la oración final que reunió a todos formando un semicírculo en el palco – una de las imágenes más potentes de este viaje – surgió en el momento, sugerida por tener cerca a los líderes de otras religiones, y poco después, confiesa que solicitó si también se podían unir  los Rohingya pero “no pudo ser posible por problemas de organización”. Una pregunta estimula al Papa Francisco sobre la figura de Aung San Suu Kyi, quien fue Premio Nobel por la lucha a favor de la Democracia en la antigua Birmania y actualmente se encuentra en el centro de juicios polémicos en calidad de Consejera de Estado y Ministra de Asuntos Externos. “En Myanmar es difícil evaluar una crítica sin preguntarse: ¿Ha sido posible hacer esto? O ¿cómo sería posible hacer esto? […] la situación política de Myanmar es la de una nación en crecimiento, políticamente en crecimiento. Es una nación en transición, tiene muchos valores culturales, históricos, pero políticamente está en transición. Por ello las posibilidades vienen valoradas inclusive en esta óptica”. Sobre la visita del general birmano, anticipada respecto al programa, Francisco confirma que lo ha recibido por petición suya y, una vez más, resurgiendo el problema de usar o no en esa ocasión el nombre “Rohingya”, enfatiza con intención: durante ese coloquio “no he negociado la verdad” y “he usado todas las palabras que quería decir”. Después se pasó a hablar de Bangladés y un periodista evidencia como el Papa ha estado más cercano a los Rohingya de muchas otras formaciones, algunas de tipo terroristico, que sin embargo – y el Papa estigmatiza – han buscado “ aprovecharse de la situación”. En lo que me respecta, responde claro y conciso “yo no busco hablar con esta gente, yo busco hablar con las víctimas”. Un periodista inglés pregunta qué ha cambiado hoy respecto a Juan Pablo II que en el 1982 definió la opción nuclear “moralmente inaceptable”, mientras que Francisco la ha recientemente condenado, en el marco de la crisis entre Corea del Norte y EE.UU. En la época en la que nos encontramos – aclara – ha cambiado la irracionalidad: “Hoy estamos al límite – de esto se puede discutir, pero es una opinión mía […] – estamos en el límite de la legalidad de tener y usar las armas nucleares, ¿por qué? Porque hoy con los arsenales nucleares tan sofisticados se arriesga con la destrucción de la humanidad o al menos de gran parte de la humanidad […] ¿Qué ha cambiado? Ésto: el crecimiento de los armamentos nucleares […] son sofisticados, también crueles […] estamos al límite”. Tras una pregunta planteada al Papa de manera crítica sobre el tema de la evangelización, que en algunos contextos puede crear “tensiones”, Francisco, citando a Benedicto XVI, explica que la Iglesia “no crece por proselitismo, sino por atracción”. La Rueda de Prensa toca el tema de los Viajes Apostólicos, esos que estaban en previsiones pero que luego fueron postergados como el viaje a India. El Papa admite que la enormidad del continente requiere un viaje específico y por el momento es sólo una idea, o quizás algo más: “El viaje a China no está en preparativos […] Me gustaría tanto visitar China, me gustaría, no es un secreto. Las negociaciones con China son de alto nivel cultural […] Después está el diálogo político, sobre todo para la Iglesia china sobre la cuestión de la Iglesia patriótica, clandestina, sobre la cual se debe ir paso a paso con delicadeza […] con paciencia. Pero las puertas del corazón están abiertas…” (from Vatican Radio)...
Categories: Notícies d'Esglèsia

Primer domingo de Adviento. El Papa: Espera atenta y vigilante para recibir al Señor

News.va Official Vatican Network - Dg, 03/12/2017 - 1:28pm
De Griselda Mutual La espera vigilante y atenta fue el tema de la reflexión del Papa Francisco en el Primer domingo de Adviento, en que iniciamos a preparamos para el nacimiento de Cristo. En este primer período del año litúrgico, tras regresar en la noche anterior de su Viaje Apostólico a Myanmar y Bangladés, el Romano Pontífice no faltó a la cita dominical para iniciar con todos los fieles el camino del Adviento en espera de nuestro Salvador. Meditando sobre el Evangelio del día en el que Jesús advierte y exhorta a estar prevenidos para su llegada, «No sea - dice el Señor - que llegue de improviso y los encuentre dormidos», el Papa Francisco definió los requisitos que deben existir para que Dios irrumpa en nuestras vidas, y le restituya significado y valor con su presencia, a saber, ser personas “atentas y vigilantes”, tal como lo pide el mismo Salvador. “La persona que está atenta – dijo - es la que, en el ruido del mundo, no se deja llevar por la distracción o la superficialidad”; mientras que la persona vigilante “es aquella que acoge la invitación a velar, es decir, a no dejarse abrumar por el desánimo, la falta de esperanza, la decepción”. A continuación, la alocución del Papa antes del rezo del Ángelus Queridos hermanos y hermanas, ¡buenos días! Hoy comenzamos el camino de Adviento, que culminará en la Navidad. El Adviento es el tiempo que se nos da para acoger al Señor que viene a nuestro encuentro, también para verificar nuestro deseo de Dios, para mirar hacia adelante y prepararnos para el regreso de Cristo. Él regresará a nosotros en la fiesta de Navidad, cuando conmemoraremos su venida histórica en la humildad de la condición humana; pero Él viene dentro de nosotros cada vez que estamos dispuestos a recibirlo, y vendrá de nuevo al final de los tiempos «para juzgar a los vivos y los muertos». Por eso debemos estar siempre prevenidos y esperar al Señor con la esperanza de encontrarlo. La liturgia de hoy nos introduce precisamente en el sugestivo tema de la vigilia y de la espera. En el Evangelio (Mc 13,33-37) Jesús exhorta a estar atentos y a velar, para estar listos para recibirlo en el momento del regreso. Nos dice: «Mirad, velad y orad, porque no sabéis cuándo será el tiempo [...] para que cuando venga de repente, no os halle durmiendo». (vv. 33-36). La persona que está atenta es la que, en el ruido del mundo, no se deja llevar por la distracción o la superficialidad, sino vive en modo pleno y consciente, con una preocupación dirigida en primer lugar a los demás. Con esta actitud somos conscientes de las lágrimas y las necesidades del prójimo, y podemos captar también las capacidades y cualidades humanas y espirituales. La persona atenta se dirige luego también al mundo, tratando de contrarrestar la indiferencia y la crueldad en él, y alegrándose de los tesoros de belleza que también existen y que deben ser custodiados. Se trata de tener una mirada de comprensión para reconocer tanto las miserias y las pobrezas de los individuos y de la sociedad, como para reconocer la riqueza escondida en las pequeñas cosas de cada día, precisamente allí donde el Señor nos ha colocado. La persona vigilante es aquella que acoge la invitación a velar, es decir, a no dejarse abrumar por el sueño del desánimo, la falta de esperanza, la decepción; y al mismo tiempo rechaza la solicitud de las tantas vanidades de las que desborda el mundo y detrás de las cuales, a veces, se sacrifican tiempo y serenidad personal y familiar. Es la experiencia dolorosa del pueblo de Israel, narrada por el profeta Isaías: Dios parecía haber dejado vagar su pueblo, lejos de sus caminos (cf. 63.17), pero esto era el resultado de la infidelidad del mismo pueblo (cf. 64,4b). También nosotros nos encontramos a menudo en esta situación de infidelidad a la llamada del Señor: Él nos muestra el camino bueno, el camino de la fe, el camino del amor, pero nosotros buscamos la felicidad en otra parte. Ser atentos y vigilantes son los presupuestos para no seguir "vagando alejados de los caminos del Señor", perdidos en nuestros pecados y nuestras infidelidades; estar atentos y ser vigilantes, son las condiciones para permitir a Dios irrumpir en nuestras vidas, para restituirle significado y valor con su presencia llena de bondad y de ternura. María Santísima, modelo de espera de Dios e ícono de vigilancia, nos guíe hacia su Hijo Jesús, reavivando nuestro amor por él. Tras el rezo mariano, el Papa Francisco recordó en primer lugar su viaje apostólico a Myanmar y Bangladés, expresó su gratitud a quienes lo han acompañado con la oración, e invitó a todos a unirnos a él en acción de gracias al Señor: Queridos hermanos y hermanas: Esta noche he regresado del viaje apostólico a Myanmar y Bangladesh. Agradezco a todos los que me han acompañado con la oración, y los invito a unirse a mi acción de gracias al Señor, que me ha permitido encontrar a esas poblaciones, en particular las comunidades católicas, y a ser edificado por su testimonio. Está grabado en mí el recuerdo de tantos rostros extenuados por la vida, pero nobles y sonrientes. Los tengo a todos en mi corazón y en oración. Muchas gracias al pueblo de Myanmar y al pueblo de Bangladesh. Asimismo el pontífice recordó en modo particular el pueblo de Honduras, que desde hace una semana está viviendo un momento de perplejidad política y de violencia, debido a las protestas tras los comicios presidenciales: En mi oración que recuerdo en modo particular al pueblo de Honduras, para que pueda superar en modo pacífico el difícil momento de dificultad. Finalmente, el saludo del Papa a los fieles y peregrinos, y grupos parroquiales, a los confirmandos, y como siempre, su pedido de oración: Dirijo mi saludo a ustedes, romanos y peregrinos, aquí presentes. En particular, saludo a los fieles de Bratislava (Eslovaquia) y Ludwigshafen, en Alemania. Saludo al grupo de Pregaziol (Treviso) y a los confirmandos de Mestrino (Padua); así como a la comunidad rumana que vive en Italia y que hoy celebra la fiesta nacional de Rumania. Les deseo a todos un buen domingo y un buen camino de Adviento. Por favor, no se olviden de rezar por mí. ¡Buen almuerzo y hasta pronto! (from Vatican Radio)...
Categories: Notícies d'Esglèsia

Brawl in Cell Block 99

Pantalla 90 (CEE) - Dv, 01/12/2017 - 8:57am

Brawl in Cell Block 99 

Público recomendado: adultos

Si no han visto el tráiler de esta película, y no han sentido motivación de verla solo por ese número a lo fase de bonus del Street Fighter 2, con Vince Vaughn reventando un coche con sus manos; o, directamente esa calva tatuada del mencionado actor, mejor aléjense de esta obra. Si han tenido la suerte de visionar Bone Tomahawk, anterior obra del director que le sirvió para realizar una brutal revisión del neo-western brutalmente violento, ya saben en qué liga juega el señor Zahler. En Sitges fue recibida con una enorme ovación, y así han sido los comentarios: todos coinciden en calificar a esta producción en una de las mejores películas que ha pasado por el festival en años. El divertimento está asegurado para los amantes del exploitation grindhouse de los 70.

La historia nos presenta a un vendedor de droga que es metido en prisión, lugar desde el cual debe luchar para mantener el bienestar de su mujer y su futuro hijo de la amenaza de unos narcotraficantes. La película parece un videojuego, dejando de lado la referencia ya mencionada, estructurada en: “a ver hasta qué punto podemos poner al protagonista en un situación más desesperada, límite, grotesca, salvaje y malsana”. Como si por niveles habláramos, Vaughn se embarca en un viaje al Infierno, en el papel de un peculiar y frío Dante de La divina comedia, pero sin llegar nunca al Paraíso: la película comienza en el Purgatorio, y continúa su descenso hasta el inframundo. Metafóricamente hablando, para que nos entendamos.  Sin embargo la obra tiene un inicio lento, se recrea para la presentación de personajes y cuece a fuego lento la tremenda vorágine de violencia en la que nos sumergirá más adelante. Sin perder ese curioso sentido del humor, Zahler pasa del camaleónico western de terror gore, al drama familiar carcelario bajo un sentido de la brutalidad propia del pulp y grindhouse setentero que tantas delicias hacen en Robert Rodriguez y Quentin Tarantino. Lo más destacable de toda la película es Vince Vaughn y su personaje, totalmente irreconocible y alejado de sus producciones cómica, aquí es un ser frío ser casi impasible y lleno de ira y violencia contenida, que cuando estalla se convierte en una suerte Steven Seagal (pero más creíble). Formalmente comparte muchas similitudes con Frio en Julio (2014) de Jim Mickle, además de contar con la magistral y siempre agradecida presencia del ídolo vivo de los 70, Don Johnson, visualmente guardan cierto parecido así como su tratamiento de la trama: a medio camino entre la parodia y el cine independiente indie.

No es una película para todos los públicos porque, además de contener dosis muy altas y explicitas de violencia, su propuesta y tratamiento temático de aleja de los convencionalismo del cine comercial actual: el regalo para los nostálgicos de aquellas películas de la productora Cannon Group, tales como Cobra, La fuerza del vengador, Contacto Sangriento o Delta Force. Si es fácilmente impresionable o no está aficionado a las producciones que anteriormente se han mencionado es muy posible que esta no sea su película, aunque quizá, si se le da una oportunidad acabe descubriendo que está ante uno de los tortazos más fragantes, bestiales y divertidos del año.

David Fermín Aparicio

 

Ficha técnica:

Director: S. Craig Zahler

Año: 2017

País: Estados Unidos

Categories: Notícies d'Esglèsia

La mejor receta

Pantalla 90 (CEE) - Dv, 01/12/2017 - 8:49am

La mejor receta 

Público recomendado: Adultos

Cuando una película extranjera se estrena con un tiempo tan largo, desde el inicio de comercialización en su país de origen hasta su debut en las salas de cine, en los pantallas de otros países suele ser por dos razones: o que la película tuvo una ardua tarea a lo hora de encontrar distribuidora, debido a que se trata de una película de contenido controvertido o polémico, no apto para salas demasiado comerciales; o que sencillamente la película ha tenido tan poco éxito y repercusión en su país de origen, que los distribuidores directamente “pasan del tema”.La obra que hoy nos acompaña podría pertenecer al segundo grupo. A pesar de presentarse como una película clichera y didáctica sobre la aceptación (que lo es), se deja ver y cumple con un público que no exije demasiado de una comedia sencilla, sin pretensiones y bastante desapercibida.

Partiendo de una premisa, más propia de la comedia negra, donde nos sitúa a un panadero judío y a un forzado ayudante musulmán que ocasionalmente vende cannabis, y que un día el asunto de mezclar el negocio del pan con la venta de marihuana se le va de las manos. Pueden imaginarse lo que sucede el resto de la película. Jonathan Benson y Jez Freedman, guionistas de la cinta, conforman un libreto con una parte de enredo de choques culturales, parte comedia fumeta y parte reivindicación de la senectud. A pesar de que la película derrocha buenas intenciones, el resultado queda a medio camino. Temas como la raza, la religión y la edad son tratados con técnicas de manual, con un desarrollo muy parecido al de, por ejemplo, The Wackness (2008) de Jonathan Levine. Al final el material quedó lastrado por la falta de chistes ingeniosos o punzantes, estereotipos bastante tópicos, gags trillados y tics estilísticos propios de la ‘sitcom” de peor calidad. A pesar de todo La mejor receta tal vez no pueda presumir de grandes beneficios, al menos en lo que se refiere a revolucionar la comedia intercultural británica actual, pero si dejará un buen sabor de boca a aquellos que solo busquen un entretenimiento pasajero y sin exigencias. Siempre es un placer ver actuar a Jonathan Pryce, y aquí cumple sobradamente su cometido como figura paternal del joven Jerome Holder. Ambos presentan una buena química, uno de los puntos que salvan a la película de ser un fiasco rotundo.

Como ya se dijo anteriormente, esta cinta sobre bondades intergeneracionales e interculturales, y ese blando ataque a una urbe contemporánea cada vez más dominada por el salvajismo se queda muy lejos de conseguir el propósito de ser una comedia a la altura. Al cine británico, y más en su faceta más cómica, siempre se le ha exigido cierto estatus de calidad debido a las brillantes producciones a las que nos tiene acostumbrado. Sin embargo, la película de Goldschmidt no deja ser una película de sobremesa, con envoltorio de sobremesa.

David Fermín Aparicio

 

 

Ficha técnica:

Director: John Goldschmidt

Año: 2015

País: Reino Unido

 

Categories: Notícies d'Esglèsia

El Papa a los Obispos de Myanmar: “Pastores constructores de paz y unidad”

News.va Official Vatican Network - Dc, 29/11/2017 - 1:51pm
“Los animo a crecer cada día en la oración y en la experiencia del amor reconciliador de Dios, porque es la base de su identidad sacerdotal, la garantía de la solidez de su predicación y la fuente de la caridad pastoral con la que conducen al Pueblo de Dios por senderos de santidad y de verdad”, con estas palabras el Papa Francisco alentó a los Obispos de Myanmar, durante el Encuentro con los Pastores en la sede del Arzobispado de Rangún, este miércoles 29 de noviembre, en el marco de su Visita Apostólica a este país. En su discurso, el Santo Padre resaltó la intensa y gozosa jornada que transcurrieron celebrando la Eucaristía junto a los fieles provenientes de todos los rincones del País y encontrando a los líderes de la comunidad budista mayoritaria. “Me gustaría que nuestro encuentro de esta tarde – precisó el Pontífice – fuera un momento de serena gratitud por estas bendiciones y de reflexión tranquila sobre las alegrías y los desafíos de vuestro ministerio de Pastores de la grey de Cristo en este País”. Refiriéndose a las alegrías y desafíos del ministerio pastoral en Myanmar, el Obispo de Roma les propuso tres palabras claves para su reflexión: sanación, acompañamiento y profecía. Sanación “La primera – subrayó el Papa – sanación. El Evangelio que predicamos es sobre todo un mensaje de sanación, reconciliación y paz. Mediante la sangre de Cristo en la cruz, Dios ha reconciliado el mundo consigo y nos ha invitado a ser mensajeros de esta gracia sanadora”. Aquí en Myanmar, agregó el Santo Padre, este mensaje tiene un eco particular, puesto que el País está trabajando para superar divisiones profundamente enraizadas y para construir la unidad nacional. “La unidad que compartimos y celebramos – señaló el Pontífice – nace de la diversidad. Esta valora las diferencias entre las personas como fuente de enriquecimiento mutuo y de crecimiento; los llama a vivir unidos en una cultura del encuentro y la solidaridad”. En este sentido, el Papa Francisco precisó que, el ministerio de sanación encuentra una expresión particular en el compromiso con el diálogo ecuménico y la colaboración interreligiosa. “Pido para que vuestros esfuerzos continuos en la construcción de puentes de diálogo y en la unión con los seguidores de otras religiones, a fin de tejer una red de relaciones pacíficas, produzcan frutos abundantes para la reconciliación de la vida del País”. Acompañamiento La segunda palabra que les propongo esta tarde, dijo el Papa, es acompañamiento. Un buen pastor está constantemente presente ante su grey, conduciéndola mientras camina junto a ella. Como me gusta decir, agregó el Pontífice, el pastor debería oler a oveja. “En estos tiempos estamos llamados a ser una ‘Iglesia en salida’ para llevar la luz de Cristo a cada periferia. En cuanto Obispos, sus vidas y su ministerio están llamados a conformarse a este espíritu de compromiso misionero, sobre todo a través de visitas pastorales regulares a las parroquias y las comunidades que forman vuestras Iglesias locales”. Por gracia de Dios, señaló el Papa Francisco, la Iglesia en Myanmar ha heredado de quienes trajeron el Evangelio a esta tierra una fe sólida y un ferviente afán misionero. Sobre estos firmes fundamentos, sigan inculcando al laicado el espíritu de un auténtico discipulado misionero, especialmente en los jóvenes, a quienes está dedicado el próximo Sínodo de los Obispos. “Una de las grandes bendiciones de la Iglesia de Myanmar es su juventud y, en particular, el número de seminaristas y de jóvenes religiosos. Siguiendo el espíritu del Sínodo, por favor, involúcrenlos y sosténganlos en su camino de fe, porque están llamados, a través de su idealismo y entusiasmo, a ser evangelizadores alegres y convincentes de sus coetáneos”. Profecía Finalmente, mi tercera palabra para ustedes dijo el Papa, es profecía. La Iglesia de Myanmar, agregó, testimonia cotidianamente el Evangelio gracias a sus obras educativas y caritativas, su defensa de los derechos humanos, su respaldo a los principios democráticos. “Pongan a la comunidad católica en condiciones de seguir teniendo un papel constructivo en la vida de la sociedad, haciendo escuchar vuestra voz en cuestiones de interés nacional, insistiendo particularmente en el respeto de la dignidad y los derechos de todos, especialmente de los más pobres y vulnerables”. Antes de terminar su discurso, el Papa Francisco alentó a los Obispos de Myanmar a seguir adelante en el compromiso de ser pastores fieles y servidores de la grey que Cristo les ha confiado. “Los exhorto a mantener el equilibrio en la salud física sin olvidar la espiritual, en preocuparos de modo paternal por la salud de vuestros sacerdotes. Sobre todo, os animo a crecer cada día en la oración y en la experiencia del amor reconciliador de Dios, porque es la base de vuestra identidad sacerdotal, la garantía de la solidez de vuestra predicación y la fuente de la caridad pastoral con la que conducís al Pueblo de Dios por senderos de santidad y de verdad”. Renato Martinez – SpC (from Vatican Radio)...
Categories: Notícies d'Esglèsia

The wall

Pantalla 90 (CEE) - Dc, 29/11/2017 - 11:45am

The wall 

Público recomendado: jóvenes y adultos

Doug Liman, el director de Sr. y Sra. Smith y El caso Bourne, decide desembarcar con The wall en el género bélico y apostar por una película ambientada en la reciente guerra de Iraq. En este 2017 nos presenta a dos soldados del ejército estadounidense, los sargentos S. Matthews (John Cena, la estrella del WWE) y A. Isaac (A. Taylor-Johnson, Kick-ass y Anna Karenina), que han acudido a socorrer a unos contratistas americanos ante su llamada de socorro por la presencia de un francotirador enemigo.

Al llegar al terreno indicado, aun a pesar de tomar precauciones, el sargento Matthews cae herido por un disparo del preciso francotirador; el protagonista consigue refugiarse detrás de un parapeto, un muro -de aquí el título de la presente película-: es ahora cuando debe luchar por sobrevivir y desplegar todos sus conocimientos y astucia para poder engañar al rival. Es un muro lo que le separa del enemigo; de un enemigo certero en sus disparos y certero en el juego psicológico en el que quiere embaucar al protagonista. Un muro frágil y quebradizo, símbolo del debilitado estado de los dos soldados, lleno de grietas por las que el francotirador iraquí intentará penetrar en el ánimo de Isaac.

Pese a que, tanto el soldado americano como su némesis, son personajes eminentemente planos, el guion nos brinda la ocasión de poder conocer el drama humano que encierra el protagonista, las razones por las cuales sigue en el ejército y el dolor que carga en los hombros. Es sorprendente que, habiendo sido considerada esta película como un producto condenado a engrosar la extensa lista de largometrajes bélicos que versan sobre “más de lo mismo”, The wall es una película más que, no obstante, deja espacio a que brote la humanidad del protagonista frente a las adversidades y se imponga el deseo y necesidad de sobrevivir. En el eterno discurrir de la misma historia y de un flujo cíclico en el que unos soldados reemplazan el espacio que otros anteriormente han ocupado para, a su vez, ser reemplazados por otros que vendrán,The wall es una película escindida: por un lado, el protagonista lucha por salvar la vida de su amigo y la suya propia; se afirma un claro deseo de vivir que se funde con la necesidad biológica y estructural de querer sobrevivir, pero, a la vez, el guion se impone para afirmar su propia lógica; la lógica del escepticismo y de la afirmación de la vacuidad de todo gesto de lucha y de rescate: un incipiente nihilismo se impone al acabar The wall.

Por último, puede señalarse que, si bien cuenta con un bajísimo presupuesto -el cine hollywoodense nos tiene acostumbrados a empresas fastuosas- es una película que consigue llegar a dar lo mejor de sí, aunque ni llega a sorprender al espectador ni consigue atraparlo en la vorágine de tensión en la que desea introducirnos el guion.

Guillem Lisicic

Ficha técnica:

Título original: The Wall
Año: 2017
Duración: 81 min.
País: Estados Unidos
Dirección: Doug Liman
Guion: Dwain Worrell
Reparto: Aaron Taylor-Johnson,  John Cena,  Spencer Thomas,  Laith Nakli
Productora: Amazon Studios / Big Indie Pictures / Picrow

Categories: Notícies d'Esglèsia

Papa Francisco: El futuro de Myanmar debe ser la paz

News.va Official Vatican Network - Dm, 28/11/2017 - 1:26pm
De María Fernanda Bernasconi, SpC Poco después de las 17.00, hora local de Myanmar , el Papa Francisco se dirigió – en el International Convention Center de Nay Pyi Taw – a las autoridades del Gobierno, a la sociedad civil y al Cuerpo Diplomático. Ante todo, el Pontífice expresó su viva gratitud por la amable invitación para visitar el país y agradeció a la Señora Consejera de Estado sus cordiales palabras. También dio las gracias de corazón a todos los que han trabajado incansablemente para hacer posible esta visita y les dijo que ha viajado para rezar con la pequeña pero ferviente comunidad católica de esta nación, para confirmarla en la fe y alentarla a seguir contribuyendo al bien del país. Razón por la cual – dijo el Papa textualmente – “e stoy muy contento de que mi visita se realice tras el establecimiento de relaciones diplomáticas formales entre Myanmar y la Santa Se de. Quiero ver esta decisión como una señal del compromiso de la nación para continuar buscando el diálogo y la cooperación constructiva dentro de la comunidad internacional, así como también para seguir esforzándose en renovar el tejido de la sociedad civil”. La curación de estas heridas ha de ser una prioridad política y espiritual fundamental Además, el Papa les dijo que con su visita deseaba llegar “a toda la población de Myanmar y ofrecer una palabra de aliento a todos los que están trabajando para construir un orden social justo, reconciliado e inclusivo ”. Sí, porque como afirmó el Santo Padre “ Myanmar ha sido bendecido con el don de una belleza extraordinaria y de numerosos recursos naturales, pero su mayor tesoro es sin duda su gente, que ha sufrido y sigue sufriendo a causa de los conflictos civiles y de las hostilidades que durante demasiado tiempo han creado profundas divisiones”. Esta nación ‘está trabajando por restaurar la paz’ Naturalmente el Obispo de Roma manifestó que en la actualidad esta nación “está trabajando por restaurar la paz”, y dijo que “la curación de estas heridas ha de ser una prioridad política y espiritual fundamental”. A lo que el Papa Bergoglio añadió: “En efecto, el difícil proceso de construir la paz y la reconciliación nacional sólo puede avanzar a través del compromiso con la justicia y el respeto de los derechos humanos. La sabiduría de los antiguos ha definido la justicia como la voluntad de reconocer a cada uno lo que le es debido, mientras que los antiguos profetas la consideraban como la base de una paz verdadera y duradera”. De ahí que Francisco haya dicho que, en este sentido, la presencia del Cuerpo Diplomático testimonia no sólo el lugar que ocupa Myanmar entre las naciones, sino también el compromiso del país por mantener y aplicar estos principios fundamentales. Las diferencias religiosas no deben ser una fuente de división y desconfianza Asimismo Francisco destacó que en la gran tarea de reconciliación e integración nacional, “las comunidades religiosas de Myanmar tienen un papel privilegiado que desempeñar”. Y añadió que “las diferencias religiosas no deben ser una fuente de división y desconfianza , sino más bien un impulso para la unidad, el perdón, la tolerancia y una sabia construcción de la nación” . “ Las religiones – prosiguió diciendo el Papa – pueden jugar un papel importante en la cicatrización de heridas emocionales, espirituales y psicológicas de todos los que han sufrido en estos años de conflicto ”. A la vez que también pueden contribuir “a erradicar las causas del conflicto, a construir puentes de diálogo, a buscar la justicia y ser una voz profética en favor de los que sufren”. Las religiones pueden jugar un papel importante en la cicatrización de heridas emocionales, espirituales y psicológicas De ahí que haya destacado como “un gran signo de esperanza” el hecho de que los líderes de las diversas tradiciones religiosas en Myanmar , “con espíritu de armonía y de respeto mutuo, se esfuercen en trabajar juntos en favor de la paz, para ayudar a los pobres y educar en los auténticos valores humanos y religiosos”. Del futuro de esta nación el Papa recordó que aún está en manos de los jóvenes. Y los definió “un regalo que hay que apreciar y alentar, una inversión que producirá un fruto abundante si se les ofrecen oportunidades reales de empleo y una educación de calidad”. Exigencia que – como dijo Francisco – es urgente, puesto que el futuro de Myanmar , en un mundo interconectado y en rápida evolución, dependerá de la formación de sus jóvenes, no sólo en el campo de la técnica, sino sobre todo en los valores éticos de la honestidad, la integridad y la solidaridad humana, que aseguran la consolidación de la democracia y el aumento de la unidad y la paz en todos los niveles de la sociedad. Por último, dirigiéndose a la Señora Consejera de Estado y a los queridos amigos presentes en este encuentro el Papa Bergoglio les dijo que en estos días, le gustaría “alentar” a sus hermanos y hermanas católicos “a perseverar en su fe y a seguir anunciando su mensaje de reconciliación y fraternidad a través de obras de caridad y humanitarias, que beneficien a toda la sociedad en su conjunto”. Por eso manifestó su esperanza de que en la cooperación respetuosa con los seguidores de otras religiones y de todos los hombres y mujeres de buena voluntad, contribuyan a abrir “una nueva era de concordia y progreso para los pueblos de esta querida nación”. Texto del discurso del Santo Padre Francisco a las autoridades del Gobierno, a la sociedad civil y al Cuerpo Diplomático Señora Consejera de Estado, excelentísimos miembros del Gobierno y Autoridades Civiles, señor Cardenal, venerados Hermanos en el Episcopado, distinguidos miembros del Cuerpo Diplomático, señoras y señores: Deseo expresar mi viva gratitud por la amable invitación para visitar Myanmar y agradezco a la Señora Consejera de Estado sus cordiales palabras. Doy las gracias de corazón a todos aquellos que han trabajado incansablemente para hacer posible esta visita. He venido especialmente para rezar con la pequeña pero ferviente comunidad católica de esta nación, para confirmarla en la fe y alentarla a seguir contribuyendo al bien del País. Estoy muy contento de que mi visita se realice tras el establecimiento de relaciones diplomáticas formales entre Myanmar y la Santa Sede. Quiero ver esta decisión como una señal del compromiso de la nación para continuar buscando el diálogo y la cooperación constructiva dentro de la comunidad internacional, así como también para seguir esforzándose en renovar el tejido de la sociedad civil. Quisiera además en esta visita llegar a toda la población de Myanmar y ofrecer una palabra de aliento a todos aquellos que están trabajando para construir un orden social justo, reconciliado e inclusivo. Myanmar ha sido bendecido con el don de una belleza extraordinaria y de numerosos recursos naturales, pero su mayor tesoro es sin duda su gente, que ha sufrido y sigue sufriendo a causa de los conflictos civiles y de las hostilidades que durante demasiado tiempo han creado profundas divisiones. Ahora que la nación está trabajando por restaurar la paz, la curación de estas heridas ha de ser una prioridad política y espiritual fundamental. Quiero expresar mi agradecimiento al Gobierno por los esfuerzos para afrontar este desafío, de modo particular a través de la Conferencia de Paz de Panglong, que reúne a representantes de los diversos grupos con el objetivo de poner fin a la violencia, generar confianza y garantizar el respeto de los derechos de quienes consideran esta tierra como su hogar. En efecto, el difícil proceso de construir la paz y la reconciliación nacional sólo puede avanzar a través del compromiso con la justicia y el respeto de los derechos humanos. La sabiduría de los antiguos ha definido la justicia como la voluntad de reconocer a cada uno lo que le es debido, mientras que los antiguos profetas la consideraban como la base de una paz verdadera y duradera. Estas intuiciones, confirmadas por la trágica experiencia de dos guerras mundiales, condujeron a la creación de las Naciones Unidas y a la Declaración Universal de los Derechos Humanos como fundamento de los esfuerzos de la comunidad internacional para promover la justicia, la paz y el desarrollo humano en todo el mundo y para resolver los conflictos ya no con el uso de la fuerza, sino a través del diálogo. En este sentido, la presencia del Cuerpo Diplomático entre nosotros testimonia no sólo el lugar que ocupa Myanmar entre las naciones, sino también el compromiso del país por mantener y aplicar estos principios fundamentales. El futuro de Myanmar debe ser la paz, una paz basada en el respeto de la dignidad y de los derechos de cada miembro de la sociedad, en el respeto por cada grupo étnico y su identidad, en el respeto por el estado de derecho y un orden democrático que permita a cada individuo y a cada grupo – sin excluir a nadie – ofrecer su contribución legítima al bien común. En la gran tarea de reconciliación e integración nacional, las comunidades religiosas de Myanmar tienen un papel privilegiado que desempeñar. Las diferencias religiosas no deben ser una fuente de división y desconfianza, sino más bien un impulso para la unidad, el perdón, la tolerancia y una sabia construcción de la nación. Las religiones pueden jugar un papel importante en la cicatrización de heridas emocionales, espirituales y psicológicas de todos los que han sufrido en estos años de conflicto. Inspirándose en esos valores profundamente arraigados, pueden contribuir también a erradicar las causas del conflicto, a construir puentes de diálogo, a buscar la justicia y ser una voz profética en favor de los que sufren. Es un gran signo de esperanza el que los líderes de las diversas tradiciones religiosas de este país, con espíritu de armonía y de respeto mutuo, se esfuercen en trabajar juntos en favor de la paz, para ayudar a los pobres y educar en los auténticos valores humanos y religiosos. Al tratar de construir una cultura del encuentro y la solidaridad, contribuyen al bien común y sientan las bases morales indispensables en vistas de un futuro de esperanza y prosperidad para las generaciones futuras. Ese futuro está todavía en manos de los jóvenes de la nación. Ellos son un regalo que hay que apreciar y alentar, una inversión que producirá un fruto abundante si se les ofrecen oportunidades reales de empleo y una educación de calidad. Esta es una exigencia urgente de justicia intergeneracional. El futuro de Myanmar, en un mundo interconectado y en rápida evolución, dependerá de la formación de sus jóvenes, no sólo en el campo de la técnica, sino sobre todo en los valores éticos de la honestidad, la integridad y la solidaridad humana, que aseguran la consolidación de la democracia y el aumento de la unidad y la paz en todos los niveles de la sociedad. La justicia intergeneracional también exige que las generaciones futuras reciban en herencia un entorno natural que no esté contaminado por la codicia y la rapacería humana. Es esencial que no se les robe a nuestros jóvenes la esperanza y la posibilidad de emplear su idealismo y su talento en remodelar el futuro de su país, es más, de toda la familia humana. Señora Consejera de Estado, queridos amigos: En estos días, me gustaría alentar a mis hermanos y hermanas católicos a perseverar en su fe y a seguir anunciando su mensaje de reconciliación y fraternidad a través de obras de caridad y humanitarias, que beneficien a toda la sociedad en su conjunto. Espero que, en cooperación respetuosa con los seguidores de otras religiones y de todos los hombres y mujeres de buena voluntad, contribuyan a abrir una nueva era de concordia y progreso para los pueblos de esta querida nación. Larga vida a Myanmar. Les agradezco su atención y, con los mejores deseos por su servicio al bien común, invoco sobre ustedes los dones celestiales de sabiduría, fortaleza y paz. (from Vatican Radio)...
Categories: Notícies d'Esglèsia

Papa: Primer día de encuentros oficiales en Myanmar

News.va Official Vatican Network - Dm, 28/11/2017 - 12:59pm
Hoy para el Papa es el día de los encuentros oficiales. La parcial pausa del día de ayer, sin actos oficiales previstos, fue interrumpida por un breve encuentro con jefe del Ejército birmano, general Hlaing en el arzobispado de Rangún. Por la tarde, Francisco se trasladará con un breve vuelo interno a Naipydó, capital del país. Aquí, a las 16 y a las 16.30 hora local, el Santo Padre  tendrá dos encuentros privados: el primero, con el Presidente birmano Htin Kyaw, y el segundo, con Aung San Suu Kyi, actual Consejero de estado y Ministro del Exterior, quien fue en el pasado protagonista de una larga lucha por la democracia contra el régimen militar, que le costó 15 años de detención domiciliaria y el Nobel de la Paz en 1991. Al termino de los dos encuentros, Francisco se dirigirá al Centro Internacional de Convenciones donde tendrá su primer discurso oficial ante los representantes de las autoridades, de la sociedad civil y del Cuerpo diplomático. Será el primer paso para hablar de aquella paz interna para Myanmar que, según el magisterio de Francisco, no está jamás separado del respeto de los derechos de todos, y principalmente de quien sufre. (from Vatican Radio)...
Categories: Notícies d'Esglèsia

El Papa a líderes religiosos de Myanmar: paz y unidad en las diferencias

News.va Official Vatican Network - Dm, 28/11/2017 - 11:27am
«¡Construyan la paz. No se dejen igualar por la colonización de culturas. La verdadera armonía divina se hace a través de las diferencias. Las diferencias son una riqueza para la Paz!» En el Arzobispado de Rangún el Papa Francisco mantuvo un cordial encuentro con 17 líderes religiosos de Myanmar, budistas, islámicos, hindúes, judíos, católicos y cristianos. El encuentro duró cerca de cuarenta minutos. Después de las intervenciones de algunos exponentes, el Papa pronunció su discurso, improvisando sus palabras en español. Con su saludo lleno de gratitud, recordando el Libro de los Salmos, el Obispo de Roma exclamó: «“Qué hermoso es ver a los hermanos unidos”. Unidos no quiere decir iguales». Y, haciendo hincapié en que «la unidad no es uniformidad, aun dentro de la misma confesión. Cada uno tiene sus valores, sus riquezas, y también sus deficiencias», señaló que «somos todos diferentes y cada confesión tiene sus riquezas, sus tradiciones, sus riquezas para dar, para compartir. Y esto solamente puede ser si se vive en paz». El Papa Francisco reiteró que «la paz se construye en el coro de las diferencias. La unidad siempre se da con las diferencias » Y «la paz es armonía» En este contexto, añadió que «nosotros, en este tiempo que nos toca vivir, experimentamos una tendencia mundial hacia la uniformidad, a hacer todo igual. Eso es matar la humanidad» . Calificando esta tendencia como «colonización cultural», el Papa alentó a «entender la riqueza de nuestras diferencias (étnicas, religiosas, populares)», pues «desde esas diferencias se da el diálogo. Y desde esas diferencias uno aprende del otro, como hermanos… que, como hermanos, se van ayudando a construir este país, que incluso geográficamente tiene tantas riquezas y diferencias». «La naturaleza en Myanmar ha sido muy rica en las diferencias. No tengamos miedo a las diferencias», exhortó también el Papa , recordando luego que «uno es nuestro padre. Nosotros somos hermanos. Querámonos como hermanos. Y si discutimos entre nosotros, que sea como hermanos. Que enseguida se reconcilian. Siempre vuelven a ser hermanos. Yo pienso que solo así se construye la paz». (CdM) Texto completo de las palabras del Papa Francisco: «En primer lugar, muchas gracias por haber venido. Quizás tendría que haber ido yo a visitar a cada uno de ustedes, pero ustedes han sido generosos y me ahorraron el trabajo. Gracias. En el momento en que ustedes hablaban me vino a la mente una oración. Una oración que rezamos a menudo, tomada del Libro de los Salmos: “Qué hermoso es ver a los hermanos unidos". Unidos no quiere decir iguales. La unidad no es uniformidad, aun dentro de la misma confesión. Cada uno tiene sus valores, sus riquezas, y también sus deficiencias. Somos todos diferentes y cada confesión tiene sus riquezas, sus tradiciones, sus riquezas para dar, para compartir. Y esto solamente puede ser si se vive en paz. Y la paz se construye en el coro de las diferencias. La unidad siempre se da con las diferencias. Por tres veces uno de ustedes usó la palabra armonía. Ésa es la paz: la armonía, la armonía. Nosotros, en este tiempo que nos toca vivir, experimentamos una tendencia mundial hacia la uniformidad, a hacer todo igual. Eso es matar la humanidad. Eso es una colonización cultural. Y nosotros debemos entender la riqueza de nuestras diferencias (étnicas, religiosas, populares), y desde esas diferencias se da el diálogo. Y desde esas diferencias uno aprende del otro, como hermanos… que, como hermanos, se van ayudando a construir este país, que incluso geográficamente tiene tantas riquezas y diferencias. La naturaleza en Myanmar ha sido muy rica en las diferencias. No tengamos miedo a las diferencias. Uno es nuestro padre. Nosotros somos hermanos. Querámonos como hermanos. Y si discutimos entre nosotros, que sea como hermanos. Que enseguida se reconcilian. Siempre vuelven a ser hermanos. Yo pienso que solo así se construye la paz. Yo les agradezco que ustedes hayan venido a visitarme. Soy yo que estoy visitando a ustedes. Y quisiera al menos que espiritualmente tuvieran esa [visita?]: la de un hermano más. Gracias. Construyan la paz. No se dejen igualar por la colonización de culturas. La verdadera armonía divina se hace a través de las diferencias. Las diferencias son una riqueza para la Paz. Muchas gracias. Y me permito una oración: de hermano a hermanos. Una antigua bendición que nos incluye a todos: “El Señor los bendiga y los proteja, haga brillar su rostro sobre ustedes y les muestre su gracia. Les descubra su rostro y les conceda la paz”. Thank you very much». (from Vatican Radio)...
Categories: Notícies d'Esglèsia

Papa Francisco: “Espero que sea fructuoso”

News.va Official Vatican Network - Dll, 27/11/2017 - 12:12pm
De María Fernanda Bernasconi, SpC Durante el vuelo papal – de poco más de diez horas – con destino a Rangún – la ciudad más grande de Myanmar y antigua capital del país – Greg Burke , Director de la Oficina de Prensa de la Santa Sede, le manifestó al Santo Padre en nombre de todos los periodistas presentes la alegría de compartir con él algunos minutos recordando que Francisco ha dicho que el objetivo de este nuevo Viaje Apostólico es llevar un mensaje de reconciliación, de perdón y de paz. A lo que el Papa respondió: “Buenas noches y muchas gracias por la compañía. Gracias por su trabajo que siempre siembra tanto bien. Les deseo una buena permanencia. Dicen que hace mucho calor, lo siento, y espero que sea fructuoso. Ahora los saludo”. (from Vatican Radio)...
Categories: Notícies d'Esglèsia

XIV ‘Mostra de Cinema Espiritual’

Pantalla 90 (CEE) - Dll, 27/11/2017 - 10:19am

Ya se ha inaugurado en la Filmoteca de Cataluña con el estreno de la primera película de Terrence Malick, Badlands (1973).

Al acto de apertura asistieron el director general de Afers Religiosos de la Generalitat, Enric Vendrell, la directora de cine Judith Colell, quien presentó la película, el director adjunto de la Filmoteca de Cataluña, Octavi Martí y el crítico de cine espiritual del Arzobispado de Barcelona y organizador de la Mostra, Mn. Peio Sánchez.

El director de Afers Religiosos inauguró la Mostra explicando que ha sido este año complicada de organizar por la situación política. “Me satisface ver esta sala tan llena – decía Vendrell- porque la situación política del país nos ha obligado a superar muchas dificultades”. Al final pero se mostró orgulloso por haber sido capaces, gracias a las “complicidades”. “Un año más, estamos presentes, insisto, todo el país presentando esta Muestra de Cine Espiritual”, compartió con todos los asistentes.

Judith Colell dijo unas palabras antes de comenzar la proyección y el cineforum sobre Terrence Malick, a quien se le dedica un ciclo especial este año en la Muestra. La directora de cine se refirió al director, como un “poeta” y “un gran maestro“, con un estilo muy personal y peculiar que en su primera entrega ya comenzó a apuntar con fuerza “.

Este año la Mostra acoge veinte películas y un cortometraje dirigidos por directores como Martin Scorsese o Mel Gibson, películas que hacen visibles diferentes tradiciones religiosas, y otros que tienen como hilo conductor los grandes aspectos que preocupan a la humanidad: el sentido de la vida y la muerte, el amor y la guerra, la libertad, las enfermedades, la soledad, los refugiados, la justicia y la solidaridad, entre otros. El formato cinefórum permite la presencia de sesenta especialistas en el mundo del cine, profesores universitarios, filósofos, periodistas, intelectuales y miembros de diferentes confesiones religiosas, que hacen la presentación de las películas y conducen el debate posterior.

Fuente: Esglèsia Barcelona

Categories: Notícies d'Esglèsia

Pàgines